El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

Bombardeos y atentados responsables de récord de civiles muertos en Afganistán: ONU

La milicia terrorista Estado Islámico estuvo detrás de un 52 % de los letales ataques Este domingo, la Organización de […]

La milicia terrorista Estado Islámico estuvo detrás de un 52 % de los letales ataques

Este domingo, la Organización de Naciones Unidas (ONU) indicó a través de un informe que la cifra de civiles muertos en Afganistán, nación envuelta por la guerra, batió récord por motivos como bombardeos y atentados. 

Esto, dado que se registran 1,692 personas fallecidas en el primer semestre de este 2018, desde que la misión de la organización  internacional comenzó a registrar las víctimas en el 2009. 

Se trata de un aumento del 1 % en relación al mismo periodo el año pasado y la cifra más alta registrada en los últimos nueve años. A su vez, otros 3,430 civiles resultaron heridos en el mismo lapso, lo que supone un cinco por ciento menos en comparación con el año pasado, alegó la Misión de Asistencia de las Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA).

En total, por bombardeo fallecieron 427 muertes y quedaron 986 heridos; es decir, un 22 % de incremento con respecto a la primera mitad de 2017. Por su parte, los de las fuerzas estadounidenses y afganas fueron los responsables del 52 % de las víctimas fatales civiles: 149 muertes y 2,014 heridos.

Te podría interesar: La ONU hace llamado a Haití por ola de violencia

La milicia terrorista Estado Islámico estuvo detrás de un 52 % de los letales ataques suicidas y grandes atentados.

Entre tanto, la situación armada generó, de igual manera, 157 muertes de mujeres civiles y 387 resultaron heridas, así como 363 muertes de niños e hirió a 992, debido a una consecuencia “tóxica” de la guerra continua, según la ONU.

El documento informa que en el 2017 murieron 3,438 personas y más de 7,000 resultaron heridas, resultando el cuarto año consecutivo con más de 10,000 civiles afectados.

Los integrantes de la ONU manifestaron que “las cifras de víctimas civiles siguen en máximos históricos a pesar de los alto al fuego unilaterales del Gobierno y los talibanes que coincidieron durante tres días entre el 15 y el 17 de junio”.

El jefe de la UNAMA, Tadamichi Yamamoto, dijo: “El breve alto al fuego ha demostrado que la lucha puede parar y que los civiles afganos no tienen por qué sufrir las consecuencias de la guerra”, basándose en que las momentáneas treguas son un signo positivo.

Las tropas que actúan en defensa del Gobierno fueron responsables de un 20 %. En cambio, el 67 % de los civiles heridos o muertos fueron víctimas de ataques de grupos antigubernamentales, en especial los talibanes.

El miércoles pasado, tres terroristas atacaron  las instalaciones del Departamento de Educación de la ciudad Jalalabad, en Afganistán, acabando con la vida de más de diez personas, después la irrupción de los insurgentes, que se produjo en un extenso enfrentamiento con las fuerzas de seguridad.

El hecho resulta  el tercer gran ataque ocurrido en Jalalabad, en menos de dos semanas. El 1 de julio, una explosión mató al menos a 19 sijs, mientras que el pasado martes 10 de julio otro ataque causó la muerte de al menos 12 personas, recalcó la prensa el general de esa zona, pese que un grupo radical se atribuyó la acción armada, donde tanto los talibanes como el Estado Islámico son activos en la provincia de Nangarhar.

Es importante denotar que los registros de la ONU se consideran conservadores, puesto que se precisan de al menos tres fuentes independientes para registrar un hecho lamentable. 

16 julio, 2018

La milicia terrorista Estado Islámico estuvo detrás de un 52 % de los letales ataques

Este domingo, la Organización de Naciones Unidas (ONU) indicó a través de un informe que la cifra de civiles muertos en Afganistán, nación envuelta por la guerra, batió récord por motivos como bombardeos y atentados. 

Esto, dado que se registran 1,692 personas fallecidas en el primer semestre de este 2018, desde que la misión de la organización  internacional comenzó a registrar las víctimas en el 2009. 

Se trata de un aumento del 1 % en relación al mismo periodo el año pasado y la cifra más alta registrada en los últimos nueve años. A su vez, otros 3,430 civiles resultaron heridos en el mismo lapso, lo que supone un cinco por ciento menos en comparación con el año pasado, alegó la Misión de Asistencia de las Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA).

En total, por bombardeo fallecieron 427 muertes y quedaron 986 heridos; es decir, un 22 % de incremento con respecto a la primera mitad de 2017. Por su parte, los de las fuerzas estadounidenses y afganas fueron los responsables del 52 % de las víctimas fatales civiles: 149 muertes y 2,014 heridos.

Te podría interesar: La ONU hace llamado a Haití por ola de violencia

La milicia terrorista Estado Islámico estuvo detrás de un 52 % de los letales ataques suicidas y grandes atentados.

Entre tanto, la situación armada generó, de igual manera, 157 muertes de mujeres civiles y 387 resultaron heridas, así como 363 muertes de niños e hirió a 992, debido a una consecuencia “tóxica” de la guerra continua, según la ONU.

El documento informa que en el 2017 murieron 3,438 personas y más de 7,000 resultaron heridas, resultando el cuarto año consecutivo con más de 10,000 civiles afectados.

Los integrantes de la ONU manifestaron que “las cifras de víctimas civiles siguen en máximos históricos a pesar de los alto al fuego unilaterales del Gobierno y los talibanes que coincidieron durante tres días entre el 15 y el 17 de junio”.

El jefe de la UNAMA, Tadamichi Yamamoto, dijo: “El breve alto al fuego ha demostrado que la lucha puede parar y que los civiles afganos no tienen por qué sufrir las consecuencias de la guerra”, basándose en que las momentáneas treguas son un signo positivo.

Las tropas que actúan en defensa del Gobierno fueron responsables de un 20 %. En cambio, el 67 % de los civiles heridos o muertos fueron víctimas de ataques de grupos antigubernamentales, en especial los talibanes.

El miércoles pasado, tres terroristas atacaron  las instalaciones del Departamento de Educación de la ciudad Jalalabad, en Afganistán, acabando con la vida de más de diez personas, después la irrupción de los insurgentes, que se produjo en un extenso enfrentamiento con las fuerzas de seguridad.

El hecho resulta  el tercer gran ataque ocurrido en Jalalabad, en menos de dos semanas. El 1 de julio, una explosión mató al menos a 19 sijs, mientras que el pasado martes 10 de julio otro ataque causó la muerte de al menos 12 personas, recalcó la prensa el general de esa zona, pese que un grupo radical se atribuyó la acción armada, donde tanto los talibanes como el Estado Islámico son activos en la provincia de Nangarhar.

Es importante denotar que los registros de la ONU se consideran conservadores, puesto que se precisan de al menos tres fuentes independientes para registrar un hecho lamentable. 

Sugerencias
¿Pensar podría quemar calorías?

Expertos recomiendan pensar y caminar, pensar y correr, pensar y entrenar, pensar y hacer pesas, para tener una salud adecuada […]

Libro de autoayuda: “Mamá, díceme que sí” experiencia de una madre en el desarrollo de su hijo autista

En la actualidad, ha surgido el tema del autismo, y se trata de una forma muy novelada, con personajes adultos, pero […]

Ideas para cambiar el plástico por otros productos menos dañinos del eco sistema

Todo parte de la imaginación y la conciencia de buscar productos que no causen tanto daño a nuestro planeta.   […]

Consejos para tratar la gastroenteritis juvenil

Con estos tips podrás cuidar la enfermedad de tu hijo, la cual se propaga rápidamente por su manera de relacionarse. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *