El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

@11 de diciembre, Día Internacional de las Montañas

Costas Kenianas: lágrimas, sudor y explotación sexual infantil

El 45% de los niños y niñas kenianas viven en condiciones de pobreza, por lo tanto son más susceptibles a […]

El 45% de los niños y niñas kenianas viven en condiciones de pobreza, por lo tanto son más susceptibles a los abusos

 

Las realidades que viven los menores de edad en países donde la pobreza alcanza niveles muy altos, son ensordecedoras y dejan a quienes escuchan estas historias con una gran preocupación acerca de ¿cómo puede vivir un niño así?, es difícil saber de las historias de mujeres que venden sus cuerpos de manera voluntaria o forzada, más aún cuando se trata de niños y niñas.

En Kenia prolifera el abuso sexual, el turismo sexual, la pedofilia y explotación sexual en menores, en sus costas se ven desdibujadas las sonrisas de los niños y niñas que deberían estar jugando y estudiando pero por el contrario cambian favores sexuales por dinero para mantener a sus familias.

Se pueden ver niños desde los 8 años vendiéndose a los turistas que llegan del Reino Unido, Bélgica, Italia y Francia, hombres en su mayoría jubilados, sin el menor pudor ni dolor por los actos que cometen en contra de estos inocentes.  También los mismos locales fungen como mercenarios de la niñez al pagar a los pequeños por sexo.

 

Te podría interesar: ¡Cárcel! desmantelar red de explotación sexual en España

 

En las zonas más peligrosas y lejanas a las costas Kenianas, las niñas en mayor número y seguidas de los niños, son abusados sexualmente o vendidos por sus familias para el sustento de sus casas, además los lugareños también fungen como proxenetas de los infantes, quienes no tienen más alternativa que acceder a lo que se les obliga pues no tienen protección de nadie.

Las acciones para erradicar la explotación sexual no deben parar

Aunque el Gobierno Keniano ha implementado sanciones con cárcel y otras normativas para tratar de parar con estos crímenes atroces en contra de la inocencia de los niños, aún siguen altas las cifras de menores que son explotados sexualmente, igualmente la policía y personal de seguridad se hacen cómplices de todos quienes están en esta práctica, pues el dinero que se genera de este negocio es bastante llamativo.

Hay niñas que encuentran una salvación gracias al trabajo que realiza Brittanie Richardson actriz y terapeuta, quien fue víctima de abusos sexuales durante su infancia y después fundó Art & Abolition, trabaja con niñas que han sufrido abusos sexuales o han sido víctimas de la prostitución infantil.

En Art & Abolition las menores que entran allí reciben ayuda terapeuta, educación y a través del arte se les motiva a enfrentar sus traumas y temores para dejar todo aquello que han vivido atrás y comenzar una nueva vida, Richardson dice que no es nada fácil tratar con estas personitas que han pasado por tanto, las invade el miedo, la culpa y la vergüenza.

Pero desde su fundación se trabaja para que tengan mejores oportunidades, además trabajar con las madres también es muy importante aunque igual de duro, pues muchas sienten resistencia a buscar otras formas de ganarse la vida que no sea por medio del sexo o vender a sus propias hijas.

Es difícil hacerles cambiar este pensamiento, ya que se les ha internalizado tanto que es la mejor manera para conseguir dinero y de manera rápida que ven otras opciones como inciertas o menos fructíferas.

El problema no es sólo en Kenia, aunque las cifras que se manejan son una de las más altas, el problema es global, hay mucho camino que recorrer para erradicar estos crímenes contra los menores, ya que es una industria muy poderosa donde se maneja mucho dinero, pero igualmente la lucha no debe parar.

Leyendo este periódico, has ayudado a evitar que noticias como estas se produzcan. Muy sencillo, leyendo esta noticia acabas de generar criptomonedas que se convierten en euros y estos euros son donados a la ONG que sea más votada entre todos nuestros lectores. Para poder votar debes estar suscrito. pincha aquí y suscríbete ahora

1 noviembre, 2018

El 45% de los niños y niñas kenianas viven en condiciones de pobreza, por lo tanto son más susceptibles a los abusos

 

Las realidades que viven los menores de edad en países donde la pobreza alcanza niveles muy altos, son ensordecedoras y dejan a quienes escuchan estas historias con una gran preocupación acerca de ¿cómo puede vivir un niño así?, es difícil saber de las historias de mujeres que venden sus cuerpos de manera voluntaria o forzada, más aún cuando se trata de niños y niñas.

En Kenia prolifera el abuso sexual, el turismo sexual, la pedofilia y explotación sexual en menores, en sus costas se ven desdibujadas las sonrisas de los niños y niñas que deberían estar jugando y estudiando pero por el contrario cambian favores sexuales por dinero para mantener a sus familias.

Se pueden ver niños desde los 8 años vendiéndose a los turistas que llegan del Reino Unido, Bélgica, Italia y Francia, hombres en su mayoría jubilados, sin el menor pudor ni dolor por los actos que cometen en contra de estos inocentes.  También los mismos locales fungen como mercenarios de la niñez al pagar a los pequeños por sexo.

 

Te podría interesar: ¡Cárcel! desmantelar red de explotación sexual en España

 

En las zonas más peligrosas y lejanas a las costas Kenianas, las niñas en mayor número y seguidas de los niños, son abusados sexualmente o vendidos por sus familias para el sustento de sus casas, además los lugareños también fungen como proxenetas de los infantes, quienes no tienen más alternativa que acceder a lo que se les obliga pues no tienen protección de nadie.

Las acciones para erradicar la explotación sexual no deben parar

Aunque el Gobierno Keniano ha implementado sanciones con cárcel y otras normativas para tratar de parar con estos crímenes atroces en contra de la inocencia de los niños, aún siguen altas las cifras de menores que son explotados sexualmente, igualmente la policía y personal de seguridad se hacen cómplices de todos quienes están en esta práctica, pues el dinero que se genera de este negocio es bastante llamativo.

Hay niñas que encuentran una salvación gracias al trabajo que realiza Brittanie Richardson actriz y terapeuta, quien fue víctima de abusos sexuales durante su infancia y después fundó Art & Abolition, trabaja con niñas que han sufrido abusos sexuales o han sido víctimas de la prostitución infantil.

En Art & Abolition las menores que entran allí reciben ayuda terapeuta, educación y a través del arte se les motiva a enfrentar sus traumas y temores para dejar todo aquello que han vivido atrás y comenzar una nueva vida, Richardson dice que no es nada fácil tratar con estas personitas que han pasado por tanto, las invade el miedo, la culpa y la vergüenza.

Pero desde su fundación se trabaja para que tengan mejores oportunidades, además trabajar con las madres también es muy importante aunque igual de duro, pues muchas sienten resistencia a buscar otras formas de ganarse la vida que no sea por medio del sexo o vender a sus propias hijas.

Es difícil hacerles cambiar este pensamiento, ya que se les ha internalizado tanto que es la mejor manera para conseguir dinero y de manera rápida que ven otras opciones como inciertas o menos fructíferas.

El problema no es sólo en Kenia, aunque las cifras que se manejan son una de las más altas, el problema es global, hay mucho camino que recorrer para erradicar estos crímenes contra los menores, ya que es una industria muy poderosa donde se maneja mucho dinero, pero igualmente la lucha no debe parar.

Leyendo este periódico, has ayudado a evitar que noticias como estas se produzcan. Muy sencillo, leyendo esta noticia acabas de generar criptomonedas que se convierten en euros y estos euros son donados a la ONG que sea más votada entre todos nuestros lectores. Para poder votar debes estar suscrito. pincha aquí y suscríbete ahora

Sugerencias
¿Pensar podría quemar calorías?

Expertos recomiendan pensar y caminar, pensar y correr, pensar y entrenar, pensar y hacer pesas, para tener una salud adecuada […]

Libro de autoayuda: “Mamá, díceme que sí” experiencia de una madre en el desarrollo de su hijo autista

En la actualidad, ha surgido el tema del autismo, y se trata de una forma muy novelada, con personajes adultos, pero […]

Ideas para cambiar el plástico por otros productos menos dañinos del eco sistema

Todo parte de la imaginación y la conciencia de buscar productos que no causen tanto daño a nuestro planeta.   […]

Consejos para tratar la gastroenteritis juvenil

Con estos tips podrás cuidar la enfermedad de tu hijo, la cual se propaga rápidamente por su manera de relacionarse. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *