El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

“Solo quiero poder tener una educación y vivir en paz”

James un niño exsoldado de Sudán del Sur que se recupera en un centro de World Vision, pidió esta Navidad […]

James un niño exsoldado de Sudán del Sur que se recupera en un centro de World Vision, pidió esta Navidad “poder tener una educación y vivir en paz”

El único deseo de James es tener material escolar para seguir estudiando y que su país pueda vivir en paz. La ONG World Vision confirmó que James es uno de los niños que tienen una nueva oportunidad gracias a la educación y destaca que este año su escuela agregó el sexto grado para los niños mayores del campamento y la comunidad de acogida.

El año 2018 lamentablemente termina con casi 1.000 niños y niñas exsoldados liberados en Sudán del Sur, muchos de los cuales viven ahora en campamentos de refugiados, sin familias, con depresiones, secuelas mentales y tendencias suicidas.

La ONG puso en marcha centros de cuidados para víctimas de los conflictos armados y tratan de tener una educación de calidad para un futuro mejor. La mayoría de los niños soldados liberados son reubicados con sus familias y aquellos que perdieron a sus seres queridos o no pueden volver por amenazas, son llevados a un Centro Interno de Cuidados donde World Vision trabaja en su recuperación.

Por su parte, en Sudán del Sur, los niños continúan sufriendo la peor parte del conflicto. La organización denuncia que su situación se deteriora cada año, con incidentes sistemáticos de reclutamiento, abuso, explotación y otras violaciones graves que afectan directamente a unos 100.000 niños.

Te puede interesar:
El Congreso solicitará al Gobierno una ayuda para atender a menores de bajos recursos

La Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios estima que más de 19.000 niños fueron reclutados por grupos armados en 2017, frente a 17.000 en 2016.

World Vision destaca el caso de Kenyi Ali Duco, un sudanés del sur de 49 años que decidió renunciar a su trabajo para poner en marcha una escuela de primaria en un campamento de refugiados en Sudán del Sur. En 2017, World Vision conoció la iniciativa, hizo una evaluación y decidió apoyar la escuela.

Kenyi en su momento exclamó: “Estoy muy agradecido a World Vision porque construyeron dos aulas, proporcionaron los materiales escolares y los libros necesarios. También dio incentivos a los maestros y los envió a capacitarse”.

El propósito fundamental del programa, conjunto entre World Vision y el Programa Mundial de Alimentos (PMA), es de alimentación y lucha contra el absentismo, ya que cuando los niños sienten hambre se van a casa y nunca regresan. Gracias a este servicio de comida durante el horario escolar, la matrícula aumentó considerablemente con una asistencia de clase alentadora.

22 diciembre, 2018

James un niño exsoldado de Sudán del Sur que se recupera en un centro de World Vision, pidió esta Navidad “poder tener una educación y vivir en paz”

El único deseo de James es tener material escolar para seguir estudiando y que su país pueda vivir en paz. La ONG World Vision confirmó que James es uno de los niños que tienen una nueva oportunidad gracias a la educación y destaca que este año su escuela agregó el sexto grado para los niños mayores del campamento y la comunidad de acogida.

El año 2018 lamentablemente termina con casi 1.000 niños y niñas exsoldados liberados en Sudán del Sur, muchos de los cuales viven ahora en campamentos de refugiados, sin familias, con depresiones, secuelas mentales y tendencias suicidas.

La ONG puso en marcha centros de cuidados para víctimas de los conflictos armados y tratan de tener una educación de calidad para un futuro mejor. La mayoría de los niños soldados liberados son reubicados con sus familias y aquellos que perdieron a sus seres queridos o no pueden volver por amenazas, son llevados a un Centro Interno de Cuidados donde World Vision trabaja en su recuperación.

Por su parte, en Sudán del Sur, los niños continúan sufriendo la peor parte del conflicto. La organización denuncia que su situación se deteriora cada año, con incidentes sistemáticos de reclutamiento, abuso, explotación y otras violaciones graves que afectan directamente a unos 100.000 niños.

Te puede interesar:
El Congreso solicitará al Gobierno una ayuda para atender a menores de bajos recursos

La Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios estima que más de 19.000 niños fueron reclutados por grupos armados en 2017, frente a 17.000 en 2016.

World Vision destaca el caso de Kenyi Ali Duco, un sudanés del sur de 49 años que decidió renunciar a su trabajo para poner en marcha una escuela de primaria en un campamento de refugiados en Sudán del Sur. En 2017, World Vision conoció la iniciativa, hizo una evaluación y decidió apoyar la escuela.

Kenyi en su momento exclamó: “Estoy muy agradecido a World Vision porque construyeron dos aulas, proporcionaron los materiales escolares y los libros necesarios. También dio incentivos a los maestros y los envió a capacitarse”.

El propósito fundamental del programa, conjunto entre World Vision y el Programa Mundial de Alimentos (PMA), es de alimentación y lucha contra el absentismo, ya que cuando los niños sienten hambre se van a casa y nunca regresan. Gracias a este servicio de comida durante el horario escolar, la matrícula aumentó considerablemente con una asistencia de clase alentadora.

Sugerencias
El cambio en la alimentación es uno de los desafíos al iniciar el año

Se debe dar la bienvenida a los alimentos verdes La alimentación es uno de los deseos a mejorar en las […]

Conoce algunos consejos para conducir por carreteras con hielo

La precaución y la calma son fundamentales para evitar incidentes Conducir por carreteras con hielo requiere extrema precaución. Más cuando […]

Los botones te pueden ayudar con la coordinación de la vista y las manos

Actualmente se han puesto muy de moda las pulseras hechas con botones de nácar o de metal, según su tamaño […]

¡No te quedes callad@! Hazlo público en comodenunciar.com

La plataforma que llega para ayudar a las personas más vulnerables a todo tipo de violencia ¿Pasas miedo al volver […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *