El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

@Día Mundial para la Prevención del Abuso Infantil

El hambre, la inseguridad y carencia de agua potable pone en jaque la vida de 80 mil niños congoleses

Las medidas del Gobierno de la República Democrática del Congo no son suficientes para remendar la situación de los más […]

Las medidas del Gobierno de la República Democrática del Congo no son suficientes para remendar la situación de los más vulnerables.

 

Ante los problemas sociales, económicos y culturales, los niños siempre llevan la peor parte, pues son seres que se encuentran indefensos ante las situaciones a su alrededor, las familias buscan ofrecerles algo mejor, pero muchas veces no tienen nada más qué dar y es allí donde se ven vulnerados los derechos de los niños donde los gobiernos tampoco hacen mayores acciones para enmendar la situación.

La realidad para los niños de las zonas más pobres como El Congo, Kenia, entre otros, es aún peor, actualmente 80 mil niños congoleños fueron repatriados desde  hasta la República Democrática del Congo (RDC) y su situación actual es muy preocupante, pues donde se encuentran ubicados carecen de agua potable, alimentos, y seguridad.

Según un comunicado del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) miles de niños congoleños se encuentran en precarias condiciones y hasta el momento no se han tomado las medidas pertinentes para evitar o mejorar la calidad de vida de estos pequeños.

Desde el mes de septiembre Angola ha repatriado alrededor de 300 mil inmigrantes congoleños, a través de la “Operación Transparencia”, por parte de Angola, en donde se busca acabar con la extracción ilegal de diamantes y la inmigración irregular.

La Operación Transparencia es una medida impulsada por Joâo Lorenço, presidente angoleño, quien busca erradicar hasta el año 2020 la extracción ilegal de diamantes, con el fin de no condicionar el mercado de diamantes y atraer inversiones a esta zona.

Retornar o seguir por un camino de espinas

Muchos inmigrantes se están regresando a pie desde la provincia de Lunda Norte, frontera con la República Democrática del Congo, cabe destacar que muchos permanecen en aldeas pequeñas fronterizas, allí los precios de los alimentos se han multiplicado y los niños podrían sufrir de desnutrición por sus padres no poder adquirir la comida.

Por su parte el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) expuso a mediados de octubre que las expulsiones masivas eran contrarias a las obligaciones asumidas por la Carta Africana, de igual forma exigió a los dos países –Angola y la RDC – a respetar los derechos de los afectados.

Ante las denuncias de ACNUR se generó una reacción por parte del Gobierno congoleño, quien se comprometió a pedir explicaciones a las autoridades angoleñas acerca de sus actuaciones y no descartó tomar medidas contra miles de ciudadanos procedentes de Angola que viven desde hace décadas en la RDC.

La situación en la RDC no es nada fácil con los conflictos armados, la pobreza y sus condiciones sociales, por ello cada vez más congoleños buscan emigrar hacia otras zonas donde puedan tener mejores condiciones de vida.

En Angola no parece mejorar el escenario para ellos, por ese motivo muchos prefieren regresar o buscar la manera de emigrar a otros países, no es nada fácil buscar la salida sin tener los recursos o documentación necesaria para salir de su país, lo que hace que esta población deba aguantar las contrariedades que atraviesan en su ciudad natal.

2 noviembre, 2018

Las medidas del Gobierno de la República Democrática del Congo no son suficientes para remendar la situación de los más vulnerables.

 

Ante los problemas sociales, económicos y culturales, los niños siempre llevan la peor parte, pues son seres que se encuentran indefensos ante las situaciones a su alrededor, las familias buscan ofrecerles algo mejor, pero muchas veces no tienen nada más qué dar y es allí donde se ven vulnerados los derechos de los niños donde los gobiernos tampoco hacen mayores acciones para enmendar la situación.

La realidad para los niños de las zonas más pobres como El Congo, Kenia, entre otros, es aún peor, actualmente 80 mil niños congoleños fueron repatriados desde  hasta la República Democrática del Congo (RDC) y su situación actual es muy preocupante, pues donde se encuentran ubicados carecen de agua potable, alimentos, y seguridad.

Según un comunicado del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) miles de niños congoleños se encuentran en precarias condiciones y hasta el momento no se han tomado las medidas pertinentes para evitar o mejorar la calidad de vida de estos pequeños.

Desde el mes de septiembre Angola ha repatriado alrededor de 300 mil inmigrantes congoleños, a través de la “Operación Transparencia”, por parte de Angola, en donde se busca acabar con la extracción ilegal de diamantes y la inmigración irregular.

La Operación Transparencia es una medida impulsada por Joâo Lorenço, presidente angoleño, quien busca erradicar hasta el año 2020 la extracción ilegal de diamantes, con el fin de no condicionar el mercado de diamantes y atraer inversiones a esta zona.

Retornar o seguir por un camino de espinas

Muchos inmigrantes se están regresando a pie desde la provincia de Lunda Norte, frontera con la República Democrática del Congo, cabe destacar que muchos permanecen en aldeas pequeñas fronterizas, allí los precios de los alimentos se han multiplicado y los niños podrían sufrir de desnutrición por sus padres no poder adquirir la comida.

Por su parte el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) expuso a mediados de octubre que las expulsiones masivas eran contrarias a las obligaciones asumidas por la Carta Africana, de igual forma exigió a los dos países –Angola y la RDC – a respetar los derechos de los afectados.

Ante las denuncias de ACNUR se generó una reacción por parte del Gobierno congoleño, quien se comprometió a pedir explicaciones a las autoridades angoleñas acerca de sus actuaciones y no descartó tomar medidas contra miles de ciudadanos procedentes de Angola que viven desde hace décadas en la RDC.

La situación en la RDC no es nada fácil con los conflictos armados, la pobreza y sus condiciones sociales, por ello cada vez más congoleños buscan emigrar hacia otras zonas donde puedan tener mejores condiciones de vida.

En Angola no parece mejorar el escenario para ellos, por ese motivo muchos prefieren regresar o buscar la manera de emigrar a otros países, no es nada fácil buscar la salida sin tener los recursos o documentación necesaria para salir de su país, lo que hace que esta población deba aguantar las contrariedades que atraviesan en su ciudad natal.

Sugerencias
Libro de autoayuda: “Mamá, díceme que sí” experiencia de una madre en el desarrollo de su hijo autista

En la actualidad, ha surgido el tema del autismo, y se trata de una forma muy novelada, con personajes adultos, pero […]

Ideas para cambiar el plástico por otros productos menos dañinos del eco sistema

Todo parte de la imaginación y la conciencia de buscar productos que no causen tanto daño a nuestro planeta.   […]

Consejos para tratar la gastroenteritis juvenil

Con estos tips podrás cuidar la enfermedad de tu hijo, la cual se propaga rápidamente por su manera de relacionarse. […]

Dejar de desayunar es un mal hábito que se incrementa en las personas mayores

Con el paso de la edad la importancia del desayuno es igual, sigue siendo una comida indispensable para cubrir nuestras […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *