El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

@Día Mundial de la Diabetes

En el año 2017 solo se divorció el 1 % de los 11 millones de parejas casadas en España

Las especialistas detallan que hay que conocer la realidad de las familias, para poder descubrir las necesidades.   Para conmemorar […]

Las especialistas detallan que hay que conocer la realidad de las familias, para poder descubrir las necesidades.

 

Para conmemorar el 40 aniversario de Acción Familiar, ha presentado el estudio “Las familias en España”, que detalla la realidad social y Económica desde el año 1975 hasta el año 2017. El estudio está liderizado por María Teresa López López, acompañada por Viviana Gónzalez, licenciada en Ciencias Políticas, y Antonio Jesús Sánchez, matemático y doctor en Economía. Este informe tiene un análisis basado en los datos oficiales donde se le da visibilidad a la situación de las familias.

Los datos oficiales presentan que en España 11,2 millones de parejas, y 85,4 % casadas, mientras que el 10, 3 % eran parejas de hecho en la que ambas personas estaban solteros y el 4,2 % tenían una relación de otro tipo.

“La conclusión es que la sociedad española cree en el matrimonio, las parejas quieren casarse. Lo que ocurre es que el matrimonio no tiene mucho apoyo de las políticas públicas, la gente opta por convivir primero, tener hijos y, posteriormente, casarse. El porcentaje de casados es muy importante. Lo que ocurre es que reina una idea de que todo el mundo se divorcia, pero ¡cuidado! –advierte–, los datos hay que analizarlos con precaución”, detalla.

 

Te puede interesar: Tasa de fecundidad se reducirá en el mundo en las próximas décadas

 

Por otra parte, se confirmó que se produjeron 96.824 divorcios en el año 2016, de los 171.023 matrimonios, para los expertos es una elevada cifra de ruptura. Esta cifra de divorcios está establecida en relación al número de parejas que permanecían casadas en 2016, un total 9,6 millones. Es decir, de los 9,6 millones de parejas, solo se divorciaron 96.824, lo que supone el 1 %.

“El problema es que si no se entienden ni comunican bien los datos se crea una conciencia social errónea en la que parece que la gente no se casa y sí se divorcia, lo que puede influir en las decisiones de las nuevas generaciones. Los datos no son tan dramáticos. El matrimonio sigue estando vigente”, afirma López López.

Por otra parte, las especialistas detallan que hay que conocer la realidad de las familias, para poder descubrir las necesidades. “Esperamos que los responsables políticos atiendan estas demandas. Muchas veces se han diseñado políticas no efectivas porque si, por ejemplo, se dan dos mil euros para fomentar la natalidad, ¿quién va a querer tener un hijo por dos mil euros? Nadie. Es que estamos dando unas prestaciones por hijo a cargo ridículas, de lucha contra la pobreza, pero no para fomentar la natalidad. Los políticos se deben dar cuenta, en primer lugar, del valor social y económico de esta institución y, en segundo, que el reto demográfico no puede ser solventado si no se cuenta con las familias. No existe una medida única que consiga mejorar la natalidad –recalca–. Hace falta una verdadera política de familia que trabaje desde muchos ámbitos como el laboral, el educativo, sanitario, judicial… Además, no deben centrarse solo en medidas económicas, sino que deben valorar más a esta institución y que las medidas se apliquen a todas las políticas públicas, igual que se ha hecho con la perspectiva de género”, dice.

Esto debido a que, en materia económica, entre el año 2008 y el año 2016 se produjo una caída de los ingresos, donde resultó una pérdida de al menos 2.400 euros, lo que implica una reducción de la renta media anual de más del 8 %. Sin embargo, a partir del año 2015 se observan signos de recuperación.

25 octubre, 2018

Las especialistas detallan que hay que conocer la realidad de las familias, para poder descubrir las necesidades.

 

Para conmemorar el 40 aniversario de Acción Familiar, ha presentado el estudio “Las familias en España”, que detalla la realidad social y Económica desde el año 1975 hasta el año 2017. El estudio está liderizado por María Teresa López López, acompañada por Viviana Gónzalez, licenciada en Ciencias Políticas, y Antonio Jesús Sánchez, matemático y doctor en Economía. Este informe tiene un análisis basado en los datos oficiales donde se le da visibilidad a la situación de las familias.

Los datos oficiales presentan que en España 11,2 millones de parejas, y 85,4 % casadas, mientras que el 10, 3 % eran parejas de hecho en la que ambas personas estaban solteros y el 4,2 % tenían una relación de otro tipo.

“La conclusión es que la sociedad española cree en el matrimonio, las parejas quieren casarse. Lo que ocurre es que el matrimonio no tiene mucho apoyo de las políticas públicas, la gente opta por convivir primero, tener hijos y, posteriormente, casarse. El porcentaje de casados es muy importante. Lo que ocurre es que reina una idea de que todo el mundo se divorcia, pero ¡cuidado! –advierte–, los datos hay que analizarlos con precaución”, detalla.

 

Te puede interesar: Tasa de fecundidad se reducirá en el mundo en las próximas décadas

 

Por otra parte, se confirmó que se produjeron 96.824 divorcios en el año 2016, de los 171.023 matrimonios, para los expertos es una elevada cifra de ruptura. Esta cifra de divorcios está establecida en relación al número de parejas que permanecían casadas en 2016, un total 9,6 millones. Es decir, de los 9,6 millones de parejas, solo se divorciaron 96.824, lo que supone el 1 %.

“El problema es que si no se entienden ni comunican bien los datos se crea una conciencia social errónea en la que parece que la gente no se casa y sí se divorcia, lo que puede influir en las decisiones de las nuevas generaciones. Los datos no son tan dramáticos. El matrimonio sigue estando vigente”, afirma López López.

Por otra parte, las especialistas detallan que hay que conocer la realidad de las familias, para poder descubrir las necesidades. “Esperamos que los responsables políticos atiendan estas demandas. Muchas veces se han diseñado políticas no efectivas porque si, por ejemplo, se dan dos mil euros para fomentar la natalidad, ¿quién va a querer tener un hijo por dos mil euros? Nadie. Es que estamos dando unas prestaciones por hijo a cargo ridículas, de lucha contra la pobreza, pero no para fomentar la natalidad. Los políticos se deben dar cuenta, en primer lugar, del valor social y económico de esta institución y, en segundo, que el reto demográfico no puede ser solventado si no se cuenta con las familias. No existe una medida única que consiga mejorar la natalidad –recalca–. Hace falta una verdadera política de familia que trabaje desde muchos ámbitos como el laboral, el educativo, sanitario, judicial… Además, no deben centrarse solo en medidas económicas, sino que deben valorar más a esta institución y que las medidas se apliquen a todas las políticas públicas, igual que se ha hecho con la perspectiva de género”, dice.

Esto debido a que, en materia económica, entre el año 2008 y el año 2016 se produjo una caída de los ingresos, donde resultó una pérdida de al menos 2.400 euros, lo que implica una reducción de la renta media anual de más del 8 %. Sin embargo, a partir del año 2015 se observan signos de recuperación.

Sugerencias
Consejos para tratar la gastroenteritis juvenil

Con estos tips podrás cuidar la enfermedad de tu hijo, la cual se propaga rápidamente por su manera de relacionarse. […]

Dejar de desayunar es un mal hábito que se incrementa en las personas mayores

Con el paso de la edad la importancia del desayuno es igual, sigue siendo una comida indispensable para cubrir nuestras […]

Tips para dormir mejor en estos tiempos de locos

 Solo el 30% de los españoles duerme entre siete y nueve horas seguidas que es el rango perfecto para dar […]

Mitos del cerebro que muchas personas creen

 El cerebro funciona como un ordenador   Existe muchos mitos en cuanto al cerebro, ¿Qué solo usamos el 10 % […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *