El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

Trabajadores humanitarios son señalados por abusar de niños en África y Asia

40 ONG son acusadas de intercambiar ayuda por sexo desde hace 16 años   Así como llegó al Vaticano, el […]

40 ONG son acusadas de intercambiar ayuda por sexo desde hace 16 años

 

Así como llegó al Vaticano, el flagelo de la pederastia también se ha hecho realidad en las misiones humanitarias alrededor del mundo, sobre todo en Asia y África, donde cada vez más niños necesitan el apoyo externo para sobrevivir. Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) los niños más afectados por la pobreza están en África, donde al menos la mitad corre el riesgo de morir. Esto ha motivado a que cientos de Organizaciones No Gubernamentales (ONG) apoyadas por la Organización de Naciones Unidas (ONU), dirijan sus labores al viejo continente.

 

No obstante, esta ayuda no está llegando de manera totalmente gratuita a algunos países. En este caso el cobro no es monetario, sino de otro tipo. Trabajadores humanitarios están pidiendo favores sexuales a cambio de ayuda. Se conoció que al menos 40 ONG practicaron pederastia en África durante los años 2001 y 2002 bajo la mirada piadosa de la ONU que ha trabajado durante décadas en encubrir estos casos para proteger la identidad de las víctimas.

 

Hay razones de peso para creer que también lo hicieron en años anteriores y siguientes a los mencionados. Los datos provienen de un documento que salió a la luz este mes en el que se asegura que la ONU ha conocido de este tipo de abusos durante 16 años en los que trabajadores de decenas de ONG abusaron de niños intercambiando comida.

 

El documento de 84 páginas escrito por investigadores del ACNUR en el año 2001 que trabajaban en Guinea, Sierra Leona y Liberia.

A este texto confidencial se le suman las denuncias hechas en febrero pasado por Andrew McLeod, Ex alto cargo de la ONU que contó la extensión e impunidad de numerosos casos de pederastia de los que son responsables miembros de ONG mundialistas durante su labor en países receptores de ayuda.


Comida por sexo

El hambre de los más vulnerables ha sido la herramienta de los pederastas, quienes, de acuerdo al documento “utilizaban la asistencia humanitaria y los servicios destinados a beneficiar a los refugiados como herramienta para explotarlos sexualmente”. Intercambiaban alimentos básicos, como comida, aceite o incluso acceso a educación y viviendas, por sexo.

 

Así lo confirmaron varias mujeres en un campo de refugiados en Guinea, cuando dijeron a los investigadores que “en esta comunidad nadie puede obtener soja de maíz sin tener sexo antes, un kilo por sexo”.

“Los trabajadores de las ONGs eran listos, utilizaban las raciones como cebo para obligarte a tener sexo con ellos”, ha añadido una chica de Liberia. Algunas familias ofrecían a sus hijas pequeñas para “negociar” por la comida.

 

Entre las ONG incluidas en el documento, 15 son de alcance internacional. Están ACNUR, TheWorldFoodProgramme (WFP), SaveTheChildren y Merlin. Otras ampliamente conocidas como Médicos Sin Fronteras y la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja también figuran.

 

Aunque los investigadores han destacado que algunas denuncias requieren más averiguaciones, aseguran que  “el número de testimonios recogidos es un claro indicador del problema a gran escala al que nos enfrentamos”.

 

Te podría interesar: Menores de edad en Uganda se drogan y beben, están expuestos a abusos en todas sus formas

 

El caso más reciente

En abril de este año se dio a conocer uno de los casos más crudos sobre la pederastia en trabajadores humanitarios. Aunque no fue en Africa, también carga con la misma motivación y consecuencias. Se trata del canadiense Peter John Dalglish, detenido por la policía de Nepal, cuya trayecoria hace dificil creer que es responsables de los actos por los que es acusado.

 

Dalglish de 60 años, ha fundado varias organizaciones no gubernamentales infantiles, es exasesor de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y exrepresentante del Programa de las Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (ONU Hábitat).

 

De acuerdo a un medio nepalí, este hombre fue hallado en su habitación en el municipio de Mandan Deupur con dos niños de 12 y 14 años, aunque la Policía sospecha que podría haber abusado de más víctimas.

 

“Peter ha estado a cargo de la Fundación Comunidad del Himalaya durante los últimos dos años. Bajo el disfraz de trabajador de la comunidad, que se jactaba de educar a niños pobres y de proveerles el apoyo necesario, ha estado explotando sexualmente a estos niños”, declaró el subinspector general Pushkar Karki, jefe de la Oficina Central de Investigaciones.

 

Anteriormente, una organización extranjera habría advertido a la Policía sobre el canadiense. “Hemos desarrollado una vasta red para rastrear y arrestar a los pedófilos que entran en Nepal. Habíamos estado siguiendo las actividades de Dalglish durante las últimas dos semanas luego de que nos alertaran sobre sus actividades”, expresó Karki.

 

Como es de esperarse, Dalglish se ha dedicado a labores humanitarias en África y Asia. Es uno de los fundadores de la ONG Street Kids International, creada en 1988 para ayudar a niños de la calle y a menores afectados por la guerra. Además, trabajó para ONU Hábitat en Afganistán entre 2010 y 2014. Posteriormente, fue asesor de la OMS y representante del Programa Mundial de Alimentos (PMA) en Darfur (Sudán).

 

Uno de los problemas de que estos delitos se lleven a cabo es que los padres o representantes de los menores consideran que son normales. De hecho, hay quienes luchan para que la edad permitida de tener sexo sea disminuida y así hacer de estos actos algo legal. Sin embargo, las autoridades insisten en que sean denunciados los perpretradores que siguen cometiendo estos actos sin el consentimiento de los niños menos favorecidos.

15 junio, 2018

40 ONG son acusadas de intercambiar ayuda por sexo desde hace 16 años

 

Así como llegó al Vaticano, el flagelo de la pederastia también se ha hecho realidad en las misiones humanitarias alrededor del mundo, sobre todo en Asia y África, donde cada vez más niños necesitan el apoyo externo para sobrevivir. Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) los niños más afectados por la pobreza están en África, donde al menos la mitad corre el riesgo de morir. Esto ha motivado a que cientos de Organizaciones No Gubernamentales (ONG) apoyadas por la Organización de Naciones Unidas (ONU), dirijan sus labores al viejo continente.

 

No obstante, esta ayuda no está llegando de manera totalmente gratuita a algunos países. En este caso el cobro no es monetario, sino de otro tipo. Trabajadores humanitarios están pidiendo favores sexuales a cambio de ayuda. Se conoció que al menos 40 ONG practicaron pederastia en África durante los años 2001 y 2002 bajo la mirada piadosa de la ONU que ha trabajado durante décadas en encubrir estos casos para proteger la identidad de las víctimas.

 

Hay razones de peso para creer que también lo hicieron en años anteriores y siguientes a los mencionados. Los datos provienen de un documento que salió a la luz este mes en el que se asegura que la ONU ha conocido de este tipo de abusos durante 16 años en los que trabajadores de decenas de ONG abusaron de niños intercambiando comida.

 

El documento de 84 páginas escrito por investigadores del ACNUR en el año 2001 que trabajaban en Guinea, Sierra Leona y Liberia.

A este texto confidencial se le suman las denuncias hechas en febrero pasado por Andrew McLeod, Ex alto cargo de la ONU que contó la extensión e impunidad de numerosos casos de pederastia de los que son responsables miembros de ONG mundialistas durante su labor en países receptores de ayuda.


Comida por sexo

El hambre de los más vulnerables ha sido la herramienta de los pederastas, quienes, de acuerdo al documento “utilizaban la asistencia humanitaria y los servicios destinados a beneficiar a los refugiados como herramienta para explotarlos sexualmente”. Intercambiaban alimentos básicos, como comida, aceite o incluso acceso a educación y viviendas, por sexo.

 

Así lo confirmaron varias mujeres en un campo de refugiados en Guinea, cuando dijeron a los investigadores que “en esta comunidad nadie puede obtener soja de maíz sin tener sexo antes, un kilo por sexo”.

“Los trabajadores de las ONGs eran listos, utilizaban las raciones como cebo para obligarte a tener sexo con ellos”, ha añadido una chica de Liberia. Algunas familias ofrecían a sus hijas pequeñas para “negociar” por la comida.

 

Entre las ONG incluidas en el documento, 15 son de alcance internacional. Están ACNUR, TheWorldFoodProgramme (WFP), SaveTheChildren y Merlin. Otras ampliamente conocidas como Médicos Sin Fronteras y la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja también figuran.

 

Aunque los investigadores han destacado que algunas denuncias requieren más averiguaciones, aseguran que  “el número de testimonios recogidos es un claro indicador del problema a gran escala al que nos enfrentamos”.

 

Te podría interesar: Menores de edad en Uganda se drogan y beben, están expuestos a abusos en todas sus formas

 

El caso más reciente

En abril de este año se dio a conocer uno de los casos más crudos sobre la pederastia en trabajadores humanitarios. Aunque no fue en Africa, también carga con la misma motivación y consecuencias. Se trata del canadiense Peter John Dalglish, detenido por la policía de Nepal, cuya trayecoria hace dificil creer que es responsables de los actos por los que es acusado.

 

Dalglish de 60 años, ha fundado varias organizaciones no gubernamentales infantiles, es exasesor de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y exrepresentante del Programa de las Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (ONU Hábitat).

 

De acuerdo a un medio nepalí, este hombre fue hallado en su habitación en el municipio de Mandan Deupur con dos niños de 12 y 14 años, aunque la Policía sospecha que podría haber abusado de más víctimas.

 

“Peter ha estado a cargo de la Fundación Comunidad del Himalaya durante los últimos dos años. Bajo el disfraz de trabajador de la comunidad, que se jactaba de educar a niños pobres y de proveerles el apoyo necesario, ha estado explotando sexualmente a estos niños”, declaró el subinspector general Pushkar Karki, jefe de la Oficina Central de Investigaciones.

 

Anteriormente, una organización extranjera habría advertido a la Policía sobre el canadiense. “Hemos desarrollado una vasta red para rastrear y arrestar a los pedófilos que entran en Nepal. Habíamos estado siguiendo las actividades de Dalglish durante las últimas dos semanas luego de que nos alertaran sobre sus actividades”, expresó Karki.

 

Como es de esperarse, Dalglish se ha dedicado a labores humanitarias en África y Asia. Es uno de los fundadores de la ONG Street Kids International, creada en 1988 para ayudar a niños de la calle y a menores afectados por la guerra. Además, trabajó para ONU Hábitat en Afganistán entre 2010 y 2014. Posteriormente, fue asesor de la OMS y representante del Programa Mundial de Alimentos (PMA) en Darfur (Sudán).

 

Uno de los problemas de que estos delitos se lleven a cabo es que los padres o representantes de los menores consideran que son normales. De hecho, hay quienes luchan para que la edad permitida de tener sexo sea disminuida y así hacer de estos actos algo legal. Sin embargo, las autoridades insisten en que sean denunciados los perpretradores que siguen cometiendo estos actos sin el consentimiento de los niños menos favorecidos.

Sugerencias
¿Pensar podría quemar calorías?

Expertos recomiendan pensar y caminar, pensar y correr, pensar y entrenar, pensar y hacer pesas, para tener una salud adecuada […]

Libro de autoayuda: “Mamá, díceme que sí” experiencia de una madre en el desarrollo de su hijo autista

En la actualidad, ha surgido el tema del autismo, y se trata de una forma muy novelada, con personajes adultos, pero […]

Ideas para cambiar el plástico por otros productos menos dañinos del eco sistema

Todo parte de la imaginación y la conciencia de buscar productos que no causen tanto daño a nuestro planeta.   […]

Consejos para tratar la gastroenteritis juvenil

Con estos tips podrás cuidar la enfermedad de tu hijo, la cual se propaga rápidamente por su manera de relacionarse. […]

Discusión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *