El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

Día mundial del medio ambiente: en 30 años habrá más plásticos que peces en el mar

Día mundial del medio ambiente se celebra en medio de una guerra contra el plástico   Prescindir de los plásticos […]


Día mundial del medio ambiente se celebra en medio de una guerra contra el plástico

 

Prescindir de los plásticos y reducir la producción de desechos que cada año son lanzados a los océanos y afecta la vida marina, es el mayor reto que tiene la humanidad. Poniéndose  de manifiesto este 5 de junio cuando se conmemora el día Mundial del Medio Ambiente, una fecha instaurada desde el año 1974 por la Organización de Naciones Unidas (ONU) para plantear los principales problemas que afectan a nuestro entorno y determinan  el futuro del hombre.

Quizás para la mayoría de las personas no es importante el uso y destino que le dan a un sorbete, una botella o una bolsa de plástico que adquirieron en el supermercado. Sin embargo, la materia prima para generar ese producto es el petróleo, un recurso no renovable y difícil de procesar, por lo que se consume mucha energía en el desarrollo.

Pero eso no es todo, el gran problema está en el camino que emprende este producto accesible, común y versátil, una vez que lo usamos en cualquier acción de nuestra vida. Cada año el mundo usa 500 mil millones de bolsas de plástico, la mitad son desechables, es decir que las tiramos al poco tiempo de haberlas adquirido.

Para el año 2017, se calculaba que aproximadamente el 9 % de esta basura había sido reciclada. No obstante, el 79 % quedó en vertederos y en cualquier parte de nuestro entorno. Algunos optan por quemarlo, acción que también es negativa porque al incinerar este material se liberan toxinas al aire.

¿Dónde termina nuestro plástico?

Tras el uso que cada persona en algún país del mundo le da a ese objeto de plástico, este comienza una travesía que culmina en el mar. Según datos difundido por la ONU, todos los años se vierten en los océanos ocho millones de toneladas de plástico que amenazan la vida marina y humana; destruye los ecosistemas naturales y amenaza miles de especies, además de nuestro recurso más preciado: el agua.

Debido a esto, más de 100 mil especies mueren cada año por el consumo de plástico que llega al mar y se calcula que en 30 años habrá más plástico que peces en el mar.

De acuerdo con Greenpeace, una organización encargada de promover campañas en pro del medio ambiente, en el Ártico, se libera una media de 800 trillones de micro plásticos por año, procedentes de la rotura de trozos grandes como bolsas, botellas, cremas exfoliantes, gel, pasta de dientes y detergentes, tan pequeños que no se pueden eliminar mediante el tratamiento de aguas.

 

Te podría interesar: La ONU comunica que harán la limpieza más grande del mundo el 5 de junio

 

Por su parte, la Ocean Cleanup Foundation, trabaja en un plan para limpiar todos los océanos, ha alertado que la zona de alta acumulación de residuos flotantes detectada en el Pacífico oriental, conocida popularmente como la isla de plásticos, contiene cerca de 1,8 billones de piezas o fragmentos del residuo.

En España, la WWFF(World Wide Flora and Fauna), la mayor organización independiente que trabaja en la defensa de la naturaleza y el medio ambiente, ha destacado en voz de su secretario general, Juan Carlos del Olmo que “estamos atrapados en una trampa de plástico, porque los microplásticos contaminan hoy desde los más profundos abismos marinos a lo más íntimo de nuestro organismo”.

Asimismo, la directora ejecutiva de SEO/BirdLife, Asunción Ruiz, destaca la necesidad de acabar con la basura que “inunda la naturaleza”, tanto los plásticos como el resto de residuos no biodegradables, “un reto que pasa por encaminarnos, sin pausa y con prisa, hacia un modelo de residuos cero”, ha añadido.

 

Un planeta #SinContaminación por plásticos

Frente a este preocupante panorama, las Naciones Unidas lanza una campaña para invitar a instituciones, empresas, organizaciones y gobiernos a que sumen acciones para reducir urgente la producción y uso excesivo de plástico desechable que contamina el mar.

La Organización logró que 193 países se comprometieran a reducir la contaminación de los mares para el año 2019. Sin embargo, algunos de los países que más contaminan a escala planetaria han decidido no colaborar en estas metas medioambientales.

En este sentido se hace imperante la cooperación de la sociedad, que cambiando sus hábitos de consumo puede hacer una diferencia. Reducir el uso de sorbetes, consumir menos agua embotellada en plástico, separar los residuos por categorías e implementar el uso de bolsas de tela o plástico degradable en las compras son pequeñas acciones que podrían evitar la posible extinción de la vida que hasta hoy conocemos en el planeta, por esta terrible amenaza que nosotros mismos creamos.

 

 

5 junio, 2018

Día mundial del medio ambiente se celebra en medio de una guerra contra el plástico

 

Prescindir de los plásticos y reducir la producción de desechos que cada año son lanzados a los océanos y afecta la vida marina, es el mayor reto que tiene la humanidad. Poniéndose  de manifiesto este 5 de junio cuando se conmemora el día Mundial del Medio Ambiente, una fecha instaurada desde el año 1974 por la Organización de Naciones Unidas (ONU) para plantear los principales problemas que afectan a nuestro entorno y determinan  el futuro del hombre.

Quizás para la mayoría de las personas no es importante el uso y destino que le dan a un sorbete, una botella o una bolsa de plástico que adquirieron en el supermercado. Sin embargo, la materia prima para generar ese producto es el petróleo, un recurso no renovable y difícil de procesar, por lo que se consume mucha energía en el desarrollo.

Pero eso no es todo, el gran problema está en el camino que emprende este producto accesible, común y versátil, una vez que lo usamos en cualquier acción de nuestra vida. Cada año el mundo usa 500 mil millones de bolsas de plástico, la mitad son desechables, es decir que las tiramos al poco tiempo de haberlas adquirido.

Para el año 2017, se calculaba que aproximadamente el 9 % de esta basura había sido reciclada. No obstante, el 79 % quedó en vertederos y en cualquier parte de nuestro entorno. Algunos optan por quemarlo, acción que también es negativa porque al incinerar este material se liberan toxinas al aire.

¿Dónde termina nuestro plástico?

Tras el uso que cada persona en algún país del mundo le da a ese objeto de plástico, este comienza una travesía que culmina en el mar. Según datos difundido por la ONU, todos los años se vierten en los océanos ocho millones de toneladas de plástico que amenazan la vida marina y humana; destruye los ecosistemas naturales y amenaza miles de especies, además de nuestro recurso más preciado: el agua.

Debido a esto, más de 100 mil especies mueren cada año por el consumo de plástico que llega al mar y se calcula que en 30 años habrá más plástico que peces en el mar.

De acuerdo con Greenpeace, una organización encargada de promover campañas en pro del medio ambiente, en el Ártico, se libera una media de 800 trillones de micro plásticos por año, procedentes de la rotura de trozos grandes como bolsas, botellas, cremas exfoliantes, gel, pasta de dientes y detergentes, tan pequeños que no se pueden eliminar mediante el tratamiento de aguas.

 

Te podría interesar: La ONU comunica que harán la limpieza más grande del mundo el 5 de junio

 

Por su parte, la Ocean Cleanup Foundation, trabaja en un plan para limpiar todos los océanos, ha alertado que la zona de alta acumulación de residuos flotantes detectada en el Pacífico oriental, conocida popularmente como la isla de plásticos, contiene cerca de 1,8 billones de piezas o fragmentos del residuo.

En España, la WWFF(World Wide Flora and Fauna), la mayor organización independiente que trabaja en la defensa de la naturaleza y el medio ambiente, ha destacado en voz de su secretario general, Juan Carlos del Olmo que “estamos atrapados en una trampa de plástico, porque los microplásticos contaminan hoy desde los más profundos abismos marinos a lo más íntimo de nuestro organismo”.

Asimismo, la directora ejecutiva de SEO/BirdLife, Asunción Ruiz, destaca la necesidad de acabar con la basura que “inunda la naturaleza”, tanto los plásticos como el resto de residuos no biodegradables, “un reto que pasa por encaminarnos, sin pausa y con prisa, hacia un modelo de residuos cero”, ha añadido.

 

Un planeta #SinContaminación por plásticos

Frente a este preocupante panorama, las Naciones Unidas lanza una campaña para invitar a instituciones, empresas, organizaciones y gobiernos a que sumen acciones para reducir urgente la producción y uso excesivo de plástico desechable que contamina el mar.

La Organización logró que 193 países se comprometieran a reducir la contaminación de los mares para el año 2019. Sin embargo, algunos de los países que más contaminan a escala planetaria han decidido no colaborar en estas metas medioambientales.

En este sentido se hace imperante la cooperación de la sociedad, que cambiando sus hábitos de consumo puede hacer una diferencia. Reducir el uso de sorbetes, consumir menos agua embotellada en plástico, separar los residuos por categorías e implementar el uso de bolsas de tela o plástico degradable en las compras son pequeñas acciones que podrían evitar la posible extinción de la vida que hasta hoy conocemos en el planeta, por esta terrible amenaza que nosotros mismos creamos.

 

 

Sugerencias
Lo que debes hacer y no hacer cuando tu teléfono se moja

Reacciona rápido pero con inteligencia Cuando tu teléfono se moja es normal que tu vida se venga a gris. El […]

El cambio en la alimentación es uno de los desafíos al iniciar el año

Se debe dar la bienvenida a los alimentos verdes La alimentación es uno de los deseos a mejorar en las […]

Conoce algunos consejos para conducir por carreteras con hielo

La precaución y la calma son fundamentales para evitar incidentes Conducir por carreteras con hielo requiere extrema precaución. Más cuando […]

Los botones te pueden ayudar con la coordinación de la vista y las manos

Actualmente se han puesto muy de moda las pulseras hechas con botones de nácar o de metal, según su tamaño […]

Discusión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *