El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

@18 de febrero de 2019

El hambre: actúa en silencio y deja huellas

En Yemen, un total de 5,2 millones de niños, pueden fallecer de hambre por falta de alimentos.   Uno de […]

En Yemen, un total de 5,2 millones de niños, pueden fallecer de hambre por falta de alimentos.

 

Uno de los países que enfrenta una hambruna masiva es Yemen, donde afectan a millones de vidas. La Organización de las Naciones Unidas, habían calificado a Yemen como la crisis humanitaria número uno del mundo, han dado la voz de alarma y recordado que la situación ya era “catastrófica” en el país.

En los conflictos bélicos, el hambre ha formado parte, ha dejado huellas y actúa en silencio. Aunque se trata de un grave crimen de guerra, nunca se ha juzgado a nadie por ello.  En Yemen, un total de 5,2 millones de niños, pueden fallecer de hambre por falta de alimentos.

Por su parte, el director de Incidencia de Acción contra el Hambre, Manuel Sánchez Montero, afirma que “es una forma de provocar la muerte que no salta a los titulares como las armas químicas o los bombardeos indiscriminados. Puede hacerse de muchas maneras: bombardeando las vías de abastecimiento de alimentos o cerrando las carreteras simplemente con un ‘checkpoint'”.

 “A veces se consigue también destruyendo cosechas, almacenes de alimentos o robando los pequeños ‘stocks’ que guardan las familias para momentos de carestía. O se mata al ganado, que deja de proporcionar carne y leche. Otros envenenan los pozos de agua”, expresó.

“El bombardeo de las colas del pan”, así lo índica el director de Incidencia de Acción era una práctica de la guerra de siria, se dejó morir de hambre a la población. El lugar más célebre fue en Yarmuk, donde 18.000 habitantes fueron hacinados por parte, del Ejército de Bashar Asad, que cerró las vías de abastecimiento y no permitió a las Organización de las Naciones Unidad poder entregar algún alimento.

Te puede interesar: 821 millones de personas pasan hambre a diario en el mundo

David del Campo, director de Acción Humanitaria de Save the Children, cree que “son estrategias militares en toda regla, con Yemen, con su bloqueo humanitario, como más flagrante ejemplo de ese plan para hacer daño no a los soldados o a los terroristas, que no tendrán problemas para encontrar comida. Se trata de una práctica indiscriminada contra los civiles, un crimen de guerra”.

Asimismo, en el año 1992, la ayuda humanitaria y los alimentos por parte de la Organización de las Naciones Unida para poder entregar en el país Somalia para ayudar con la hambruna y eran secuestrados por los señores de la guerra e intercambiados en otros países por armas.

Un total de 500.000 personas fallecieron por hambre y Estados Unidos intervino para que la entrega de alimento se hiciera posible. Desde entonces, el país del cuerno de África ha sufrido varias hambrunas provocadas por la mano del hombre. Actualmente 800 millones de personas son las que padecen hambre.

De ellos, al menos 500 millones viven en zonas de conflicto y sufren este tipo de hambrunas inducidas. Se trata de un delito contra el Derecho Internacional Humanitario y, por desgracia, sus perpetradores gozan de total impunidad porque es un crimen difícilmente demostrable.

15 octubre, 2018

En Yemen, un total de 5,2 millones de niños, pueden fallecer de hambre por falta de alimentos.

 

Uno de los países que enfrenta una hambruna masiva es Yemen, donde afectan a millones de vidas. La Organización de las Naciones Unidas, habían calificado a Yemen como la crisis humanitaria número uno del mundo, han dado la voz de alarma y recordado que la situación ya era “catastrófica” en el país.

En los conflictos bélicos, el hambre ha formado parte, ha dejado huellas y actúa en silencio. Aunque se trata de un grave crimen de guerra, nunca se ha juzgado a nadie por ello.  En Yemen, un total de 5,2 millones de niños, pueden fallecer de hambre por falta de alimentos.

Por su parte, el director de Incidencia de Acción contra el Hambre, Manuel Sánchez Montero, afirma que “es una forma de provocar la muerte que no salta a los titulares como las armas químicas o los bombardeos indiscriminados. Puede hacerse de muchas maneras: bombardeando las vías de abastecimiento de alimentos o cerrando las carreteras simplemente con un ‘checkpoint'”.

 “A veces se consigue también destruyendo cosechas, almacenes de alimentos o robando los pequeños ‘stocks’ que guardan las familias para momentos de carestía. O se mata al ganado, que deja de proporcionar carne y leche. Otros envenenan los pozos de agua”, expresó.

“El bombardeo de las colas del pan”, así lo índica el director de Incidencia de Acción era una práctica de la guerra de siria, se dejó morir de hambre a la población. El lugar más célebre fue en Yarmuk, donde 18.000 habitantes fueron hacinados por parte, del Ejército de Bashar Asad, que cerró las vías de abastecimiento y no permitió a las Organización de las Naciones Unidad poder entregar algún alimento.

Te puede interesar: 821 millones de personas pasan hambre a diario en el mundo

David del Campo, director de Acción Humanitaria de Save the Children, cree que “son estrategias militares en toda regla, con Yemen, con su bloqueo humanitario, como más flagrante ejemplo de ese plan para hacer daño no a los soldados o a los terroristas, que no tendrán problemas para encontrar comida. Se trata de una práctica indiscriminada contra los civiles, un crimen de guerra”.

Asimismo, en el año 1992, la ayuda humanitaria y los alimentos por parte de la Organización de las Naciones Unida para poder entregar en el país Somalia para ayudar con la hambruna y eran secuestrados por los señores de la guerra e intercambiados en otros países por armas.

Un total de 500.000 personas fallecieron por hambre y Estados Unidos intervino para que la entrega de alimento se hiciera posible. Desde entonces, el país del cuerno de África ha sufrido varias hambrunas provocadas por la mano del hombre. Actualmente 800 millones de personas son las que padecen hambre.

De ellos, al menos 500 millones viven en zonas de conflicto y sufren este tipo de hambrunas inducidas. Se trata de un delito contra el Derecho Internacional Humanitario y, por desgracia, sus perpetradores gozan de total impunidad porque es un crimen difícilmente demostrable.

Sugerencias
¿Qué hacer cuando se sospecha de violencia de género?

Sobrevivientes de distintas partes del mundo se unieron para lanzar un decálogo que incluye varios consejos sobre cómo actuar cuando […]

Tips para publicar fotos de tus hijos en las redes sociales de forma segura

La configuración adecuada de las aplicaciones permite controlar hasta dónde llega la información publicada Según un estudio realizado por McAffee […]

Limpia tu casa rápido con estos seis trucos

No te pierdas más segundos de tu fin de semana limpiando y limpiando Limpia tu casa sin tanto problema con […]

Ocho hábitos saludables que tienen mala fama

A partir de ahora podrás adquirir estos alimentos sin sentirte mal por ello Muchas investigaciones científicas han presentado estudios acerca […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *