El único periódico de noticias solidarias y del tercer sector

@

Roedor australiano: Primer mamífero extinto por el cambio climático

El informe reveló que el Melomys rubicola se alimentaba de la vegetación, que escaseaba producto de las constantes lluvias del […]

El informe reveló que el Melomys rubicola se alimentaba de la vegetación, que escaseaba producto de las constantes lluvias del cambio climático

Con la publicación de un informe emitido por el Ministerio de Medio Ambiente y Energía de Australia se dio a conocer la noticia de la extinción del primer mamífero, un roedor llamado Melomys rubicola, debido al cambio climático causado por el ser humano.

Hace tres años los especialistas ya apuntaban a la extinción de este animal, que no se le veía desde 2009 en la zona de hábitat de esta especie, la isla australiana de Bramble Cay, entre los estados de Queensland y Papua Nueva Guinea.

Estudios demostraron que el nivel del mar y el aumento de la intensidad de las tormentas, terminaron por acabar con la vida de roedores considerados como los únicos mamíferos endémicos en la Gran Barrera de Coral, pues entre los años 2004 y 2014 se encontraron niveles de agua sumamente altos.

En 2014 se instalaron trampas para conseguir capturar algún ejemplar, pero no se logró el cometido.

Te puede interesar:
Crean botella biodegradable que se descompone cuando está vacía

La isla ha sufrido una merma de sus dimensiones por las constantes inundaciones, por lo que la falta de vegetación que este roedor utilizaba como alimento, lo habría llevado a su extinción.

Esto llevó al Ministerio de Medio Ambiente australiano incluir a este mamífero en la lista de especies amenazadas, pasando de “en peligro” a “extinto”.

Hace tres años, los biólogos y expertos en la materia, anticipaban el desenlace fatal de la especie, y finalmente el gobierno lo ha confirmado.

A través de un comunicado Melissa Prince, ministra del Ambiente en Australia, confirmó la extinción de los roedores y habló sobre medidas de reforzamiento para proteger a especies amenazadas en el país.

Llamado de atención al gobierno y sus políticas ambientales

El roedor fue registrado en 1845 por europeos en el Cayo Bramble, un lugar reconocido por la procreación de tortugas verdes y aves marinas. Para el 2009 los científicos comenzaron un plan nacional de recuperación para la especie, pues los cambios climáticos comenzaban a afectarlos, pero no contaban con la rapidez del fenómeno.

Asociaciones ecologistas como El Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, en inglés), Fundación Vida Silvestre y la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), han sentido tristeza y enojo por la pérdida del roedor, pidiendo a las autoridades competentes la implementación de proyectos que contribuyan en la preservación del ambiente.

El área de distribución, presencia y abundancia precisa si una especie se encuentra en peligro de extinción, de acuerdo a la UICN, mientras que la Fundación Vida Silvestre afirma que la pérdida, modificación o destrucción del hábitat afecta a los animales.

La WWF pidió al Gobierno de Australia desarrollar sistemas que cumplan con los compromisos internacionales a los que estaban sujetos y sean efectivos para la protección animal, pues firmaron el Acuerdo de Paris, donde Australia se comprometió a reducir las emisiones de gases que contaminan a por los menos un 26% para el 2030, pero el último informe demostró que solo lo harían en un 7%.

5 marzo, 2019

El informe reveló que el Melomys rubicola se alimentaba de la vegetación, que escaseaba producto de las constantes lluvias del cambio climático

Con la publicación de un informe emitido por el Ministerio de Medio Ambiente y Energía de Australia se dio a conocer la noticia de la extinción del primer mamífero, un roedor llamado Melomys rubicola, debido al cambio climático causado por el ser humano.

Hace tres años los especialistas ya apuntaban a la extinción de este animal, que no se le veía desde 2009 en la zona de hábitat de esta especie, la isla australiana de Bramble Cay, entre los estados de Queensland y Papua Nueva Guinea.

Estudios demostraron que el nivel del mar y el aumento de la intensidad de las tormentas, terminaron por acabar con la vida de roedores considerados como los únicos mamíferos endémicos en la Gran Barrera de Coral, pues entre los años 2004 y 2014 se encontraron niveles de agua sumamente altos.

En 2014 se instalaron trampas para conseguir capturar algún ejemplar, pero no se logró el cometido.

Te puede interesar:
Crean botella biodegradable que se descompone cuando está vacía

La isla ha sufrido una merma de sus dimensiones por las constantes inundaciones, por lo que la falta de vegetación que este roedor utilizaba como alimento, lo habría llevado a su extinción.

Esto llevó al Ministerio de Medio Ambiente australiano incluir a este mamífero en la lista de especies amenazadas, pasando de “en peligro” a “extinto”.

Hace tres años, los biólogos y expertos en la materia, anticipaban el desenlace fatal de la especie, y finalmente el gobierno lo ha confirmado.

A través de un comunicado Melissa Prince, ministra del Ambiente en Australia, confirmó la extinción de los roedores y habló sobre medidas de reforzamiento para proteger a especies amenazadas en el país.

Llamado de atención al gobierno y sus políticas ambientales

El roedor fue registrado en 1845 por europeos en el Cayo Bramble, un lugar reconocido por la procreación de tortugas verdes y aves marinas. Para el 2009 los científicos comenzaron un plan nacional de recuperación para la especie, pues los cambios climáticos comenzaban a afectarlos, pero no contaban con la rapidez del fenómeno.

Asociaciones ecologistas como El Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, en inglés), Fundación Vida Silvestre y la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), han sentido tristeza y enojo por la pérdida del roedor, pidiendo a las autoridades competentes la implementación de proyectos que contribuyan en la preservación del ambiente.

El área de distribución, presencia y abundancia precisa si una especie se encuentra en peligro de extinción, de acuerdo a la UICN, mientras que la Fundación Vida Silvestre afirma que la pérdida, modificación o destrucción del hábitat afecta a los animales.

La WWF pidió al Gobierno de Australia desarrollar sistemas que cumplan con los compromisos internacionales a los que estaban sujetos y sean efectivos para la protección animal, pues firmaron el Acuerdo de Paris, donde Australia se comprometió a reducir las emisiones de gases que contaminan a por los menos un 26% para el 2030, pero el último informe demostró que solo lo harían en un 7%.

Sugerencias
¿Dolor lumbar? 8 consejos para aliviarlo

El tratamiento debe ser eficaz, aplicándolo de forma continuada y con tratamientos de acción rápida Un dolor en la zona […]

¿Qué hacer frente al maltrato infantil?

La Fundación de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo (ANAR) publicó una guía que te permitirá saber cómo actuar […]

¿Qué hacer cuando se sospecha de violencia de género?

Sobrevivientes de distintas partes del mundo se unieron para lanzar un decálogo que incluye varios consejos sobre cómo actuar cuando […]

Tips para publicar fotos de tus hijos en las redes sociales de forma segura

La configuración adecuada de las aplicaciones permite controlar hasta dónde llega la información publicada Según un estudio realizado por McAffee […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *